Inicio VidaSana Tome en serio la depresión de post parto y su potencial efecto...

Tome en serio la depresión de post parto y su potencial efecto en los niños

Compartir
Tome en serio la depresión de post parto y su potencial efecto en los niños

La Asociación Americana de Psicólogos indica que aproximadamente el 16.9 de las mujeres experimentaran depresión después del parto. También señalan que si una mujer ha vivido depresión después del parto en un embarazo anterior, las probabilidades que vuelva a experimentarlo ascienden al 41.

Frecuentemente las mujeres experimentas los que se llama baby blues después de tener el bebé, que es una condición que desaparece en unas semanas o en pocos meses y no merece preocupación. Algunos relacionan el estado de baby blues al hecho de ya no tener al niño en el vientre y sentir como un vacío después del parto y sus consecuentes efectos hormonales.

Sintomas y variantes

La depresión posparto es una condición mucho más grave que el simple baby blues. La depresión de post parto suele ocurrir en los primeros meses después del parto, de la pérdida del embarazo, o la muerte fetal. Algunos síntomas salientes son el sentimiento de tristeza, angustia, desesperanza, y falta de valor o motivación. También la madre puede tener problemas para el cuidado y la vinculación con su bebé, como por ejemplo de querer rechazarlo.

En algunas menos comunes situaciones, la mujer puede experimentar lo que se llama depresión de post parto con psicosis, que es una forma grave de depresión donde la mujer que lo padece tiene deseos momentáneos de dañar al recién nacido, u oír voces que le dictan palabras agresivas hacia el recién nacido, aparte de los síntomas de depresión.

Esta última condición debe ser atendida de emergencia dado que el cuidado del niño en manos de una madre que lo padece no es seguro y el bebé corre peligro.

Factores a tomar en cuenta

Existen algunos factores que predisponen a la mujer a padecer de depresión de post parto tales como depresión o ansiedad de la madre durante el embarazo, excesivo estrés en el ambiente durante el embarazo, poco apoyo social, historia previa de depresión, estrés relacionado al cuidado infantil tanto del bebé como de otros hermanos, baja autoestima, excesivo nerviosismo durante el embarazo, complicaciones durante el embarazo, atribuciones cognitivas negativas, el ser madre soltera sin el apoyo de una pareja estable durante el embarazo, la mala relación con la pareja, y bajo nivel socioeconómico.

Consecuencias en los niños

Numerosos estudios han demostrado que los niños de madres que han padecido de depresión de posparto tienen mayores problemas cognitivos, de conductas, y problemas interpersonales que los niños de madres que no han padecido de depresión de post parto. Desafortunadamente, la depresión de post parto se halla sub- diagnosticada entre las mujeres que lo padecen, particularmente entre las latinas, por lo tanto no reciben en debido tratamiento.

Cualesquiera sean los tipos de depresión de post parto, la mujer que lo padece debe tratarse dado que la depresión en este período crítico de la vida del bebé y de la madre afecta significativamente la relación del niño con su madre, como así también, impide a la madre disfrutar plenamente de su recién nacido.

Compartir
Artículo anteriorBruschetta con camarones
Artículo siguiente¿Qué ocurre cuando no hemos tenido una relación de apego saludable con nuestros padres?
Psicoterapeuta bilingüe y Consultora Multicultural, MS, LPC, CRC, YT, IWLC. Asesora Certificada de Rehabilitación, Maestra e Instructora de Reiki, Instructora Certificada de Yoga, Coach de Vida. Fundadora de Holistic Growth -un centro holístico para el bienestar mental y emocional ubicado en Raleigh, que ofrece servicios a niños, adolescentes y adultos. Oradora motivacional, líder de talleres y grupos, y autora de numerosos artículos y libros. Para más información, visite www.holisticgrowth.net

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here