Carolina del Norte permitirá visitas al interior de hogares de ancianos

visitas hogares de ancianos
Las visitas en los hogares de ancianos en Carolina del Norte se regirán bajo vigilancia y controles de prevención.

El Departamento de Salud y Servicios Humanos de Carolina del Norte actualizó las pautas de visitas para hogares de ancianos, según la cual los familiares podrán ingresar al interior de las instalaciones.

“Nos hemos concentrado en proteger la salud de los residentes de hogares de ancianos desde el comienzo de esta crisis. Nuestro progreso en las pruebas, el control de infecciones y la desaceleración de la propagación de COVID-19 en nuestras comunidades nos permite avanzar con visitas seguras en interiores de acuerdo con las pautas federales ”, dijo la Secretaria de NCDHHS, Mandy K. Cohen, M.D.

El NCDHHS explicó que la medida se regirá por las métricas del COIVD-19. En ese sentido, se permitirán las visitas en interiores de los hogares de ancianos sin casos en los últimos 14 días. Por otro lado, el condado debe tener una tasa de pruebas positivas porcentuales de menos del 10%, lo que refleja la orientación de los Centros federales de servicios de Medicare y Medicaid.

Esto obedece a que los niveles de transmisión de la comunidad local son el factor clave para los brotes en hogares de ancianos. Por ello se enfatiza en la importancia de la adopción en toda la comunidad de prácticas de prevención probadas.

 

Visitas a hogares de ancianos serán ampliadas bajo controles

Además de contar con los permisos de apertura basados en las métricas, tanto los hogares de ancianos como los visitantes deben mantener controles estrictos de prevención de infecciones.

Es así como la flexibilización pretende aliviar las restricciones de manera responsable, mientras se mantienen fuertes medidas de prevención. Carolina del Norte continúa basándose en las acciones tempranas y agresivas que tomó para proteger a los residentes y al personal de los asilos de ancianos.

Es por ello que se tomó la decisión de restringir las visitas al comienzo de la pandemia, en marzo. Luego, se han mantenido esfuerzos por proteger al personal y mejorar la disponibilidad y capacitación profesional. De igual manera, el aumento de pruebas obligatorias y otras medidas han permitido mantener controles en más de 400 hogares de ancianos de Carolina del Norte.

Gracias a estos avances durante el verano se permitieron visitas al aire libre.

Abrir espacios para las visitas a los ancianos en sus residencias es un intento en el que los estados intentan devolverles la compañía tan necesaria a los adultos mayores.

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruta de leer y escribir. Madre y esposa agradecida con la vida.