¿Cómo comer pastas sin remordimientos en 1, 2, 3, 4 pasos?

como-comer-pastas-sin-remordimientos-en-1-2-3-4-pasos

Ls pastas integrales son más sanas para el organismo. Foto de Craig Melville

Comer pastas sin remordimiento es posible. Normalmente estar a dieta nos obliga a dejar de lado este alimento que tanto nos gusta. Pero, existen formas de comer pastas sin renunciar a su delicioso sabor.

 

1. Escoge pastas integrales.

Las pastas integrales o de granos enteros son fuentes importantes de fibra y otros nutrientes como zinc, magnesio y vitaminas B. Adicionalmente:

  • Poseen cantidades bajas de azúcar y sodio.
  • Se digieren fácilmente.
  • Tienen un efecto saciante mayor a los alimentos no integrales.
  • Conservan sus nutrientes de forma natural.
  • Son una mejor fuente de energía.

Estas características hacen que sea un alimento ideal para personas con diabetes o problemas cardiovasculares.

A la hora de comprar verifique en la etiqueta que aparte de contener el término integral, se indique entre los ingredientes que contiene sémola integral.

 

2. Prepárala con ingredientes naturales.

 

Existen salsas naturales que puedes preparar para profundizar el sabor de las pastas sin agregar calorías:

  • Al óleo para los amantes del ajo. Una mezcla de ajo picado con aceite de oliva es una deliciosa forma de comer pasta.
  • Con tomate natural para los más clásicos. Triturar tomate natural, agrégale ajo, albahaca y un poco de agua para cocinar.
  • Los paladares exigentes se podrán satisfacer con una salsa pesto. Albahaca, ajo y aceite de oliva es lo que necesitas para esta rica salsa.
  • Una cucharada de queso es suficiente para una ración de pasta.

 

3. Acompaña el plato con vegetales.

Existen dos formas recomendadas de incluir verduras o vegetales con las pastas:

  • Una de ellas es acompañar la pasta con una ración de vegetales crudos o cocidos.
  • Otra opción es hacer que los vegetales sean parte del plato. De esta forma podrás preparar una sana pasta con brócoli y pollo; pasta con zanahorias, aceitunas y bacon; pasta con pesto y tomates cherry; y cualquier combinación de preferencia. Lo importante es cuidar la cantidad y calidad de los ingredientes.

 

4. Cuida las porciones.

Para saber la manera más correcta de servir un plato completo podemos dividimos el plato en 4 partes:

  • La porción de pasta representa ¼ del plato.
  • Los vegetales o ensaladas van en la mitad del plato.
  • El restante cuarto se complementa con una proteína de calidad.

 

No renuncies a la pasta. Pero, si estás en un régimen de comida saludable limita el consumo a una vez por semana. También, sigue los consejos anteriores y podrás aprovechar de ricas formas de comer pasta sin remordimientos.

Hágase miembro

SUSCRÍBASE A LOS BOLETINES

Jeralí Giménez

Lic. en Comunicación Social. MBA en Mercadeo. CEO de Link BTL. Disfruta de leer y escribir. Madre y esposa agradecida con la vida.